Cómo Cultivar Cannabis en Invierno

Si crees que cultivar cannabis durante el invierno europeo es imposible, es que te han informado mal. Con las condiciones adecuadas en una operación de cultivo de interior, se puede producir con éxito cannabis de buena calidad. Estamos aquí para enseñarle cómo montar y optimizar tu cuarto de cultivo en invierno.

Al cultivar cannabis en invierno, incluso un jardín de interior está a merced de los elementos. El aire seco y frío, y las bajas temperaturas pueden crear problemas con la humedad relativa y la intensidad de luz. Pero eso no significa que cultivar en invierno sea imposible. En realidad, con las condiciones adecuadas, un jardín de interior puede funcionar tan bien en invierno como en verano.

Es cierto que cultivar en el invierno requiere un poco más de atención y un poco más de cuidado y cariño. Con el asesoramiento y el estado de ánimo adecuados, puedes cultivar con éxito durante todo el año. ¡Para eso estamos aquí, para ayudarte a hacerlo!

Cómo mantener la temperatura del cuarto de cultivo en invierno

La temperatura es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta cuando se cultiva en invierno. La temperatura diurna óptima para el cannabis es de 24-30°C (75-86°F) y las temperaturas nocturnas óptimas oscilan entre los 18 y 22°C (64-72°F).

Como cultivador, quieres evitar temperaturas fuera del rango prescrito, pero también quieres evitar grandes discrepancias entre las temperaturas diurnas y nocturnas. El ritmo de crecimiento se verá gravemente afectado por los cambios de temperatura inconsistentes tanto como por un rango de temperatura incorrecto.

Además, si la diferencia entre las temperaturas diurnas y nocturnas no es demasiado grande en las primeras 2-3 semanas del periodo de floración (durante el cual se produce el ‘estiramiento’ de las plantas perceptiblemente), el resultado será unos internodos muy espaciados. A la inversa, si se mantiene la menor diferencia posible durante todo este tiempo, el espacio entre los internodos será más pequeño.

Una diferencia de temperatura de 2-4°C (3,6-7,2°F) es perfecta para las primeras 2-3 semanas de floración. Durante el resto del periodo de floración, no debe mantenerse una diferencia de más de 10°C (18°F).

Si eres un cultivador de cannabis de la vieja escuela, entonces es probable que te guste cultivar en invierno. Esto se debe a que la tecnología HID (lámparas de descarga de alta intensidad) de la última década emite mucho calor. Y si las utilizas en verano, tendrás que pagar mucho por instalar aire acondicionado. Pero en invierno, las luces HID pueden mantener tu espacio de cultivo a la temperatura óptima.

Dicho eso, el descenso de temperatura cuando las luces se apagan es algo en lo que pensar. Para atenuar este descenso, los que cultivan en invierno suelen dejar las luces encendidas durante la noche, y las apagan de día. Así el cultivador puede beneficiarse de temperaturas más cálidas durante el día.

Aunque las temperaturas durante el día son más altas, suelen no ser lo bastante elevadas para mantener la «temperatura nocturna» que necesitan las plantas, de 18 a 22°C (64-72°F). Si la temperatura baja sistemáticamente por debajo de este rango cuando las luces están apagadas, se recomienda utilizar la calefacción central, o un calentador eléctrico, para mantener las temperaturas adecuadas.

Te vendrá bien disponer de un termostato digital, para controlar automáticamente el calentador según la temperatura ambiente. Si se usan luces frías, como LEDs, puede hacer falta utilizar el calentador o la calefacción durante todo el día.

Controlar la humedad del cannabis cultivado en invierno  

El moho es una de las mayores amenazas para tu jardín de cannabis durante el invierno. En invierno, las temperaturas bajas tienden a aumentar la humedad relativa (HR) hasta un punto peligroso para las plantas. Las plantas de cannabis no solo detestan los altos niveles de humedad relativa, sino que también las convierten en un caldo de cultivo para el moho y los hongos. Las bajas temperaturas pueden crear problemas para mantener la humedad relativa.

Esencialmente, el volumen de agua en el aire sigue condensándose a medida que la temperatura desciende. Y si has cultivado cannabis alguna vez antes, sabes que esto puede abrir literalmente una caja de pandora llena de gusanos (o, mejor aún, moho) en todas tus plantas.

La forma obvia de salir de este problema es mantener las temperaturas en el nivel óptimo, ya sea mediante el uso de luces o mediante calefacción central. Si el problema es extremadamente difícil de contener, puede ser necesario usar un deshumidificador.

También es muy recomendable que los cultivadores de invierno compren un dispositivo llamado higrómetro. Este dispositivo puede analizar la humedad relativa de tu sustrato, así como de tu cuarto de cultivo. Resulta esencial medir regularmente la humedad relativa para mantenerla a ralla y evitar grandes picos o caídas en la concentración de agua en el aire. En muchas zonas, el invierno es realmente la época más seca del año, además de ser la más fría.

En muchas zonas, el invierno es la época más seca del año, además de ser la más fría. Si no tienes problemas con la humedad relativa, el aire frío y seco puede presentar sus propios problemas en el cuarto de cultivo. Si el aire se toma desde el exterior a una temperatura de 10°C y una HR del 50%, contendrá 4,7g/m³ de vapor de agua. Si este aire se calienta a 25°C sin añadir más humedad, su HR caerá hasta un 20%, que es demasiado baja para que el cannabis crezca sano.

En el cuarto de cultivo, la presencia de un medio de cultivo húmedo, junto con el agua liberado a través de la transpiración, generalmente, aumentará los niveles de vapor de agua en el aire. No obstante, la humedad relativa debería mantenerse siempre por debajo del 40-60%.

Otros factores a tener en cuenta cuando se cultiva en invierno

La temperatura y la humedad son los principales problemas con los que tendrán que lidiar los que cultivan durante el invierno. La iluminación no suele ser un problema, ya que las plantas se cultivan normalmente bajo lámparas HID.

Dicho esto, puede que muchos cultivadores aficionados sigan queriendo utilizar tanta luz natural como puedan, como por ejemplo al cultivar cannabis en una ventana. El problema de esto es que la intensidad de la luz o simplemente la cantidad de horas de luz solar pueden ser insuficientes para el crecimiento. Cada zona varia en sus hábitos de invierno, y cada cultivador debe tomar decisiones en consecuencia.   

Algunos cultivadores inteligentes utilizan iluminación suplementaria solamente durante el invierno, para asegurarse de que sus plantas tengan suficiente luz para crecer. Aunque no se suelen conseguir los el rendimiento ni la calidad que se obtiene en las temporadas más favorables del año, hay un montón de jardineros aficionados y listos por ahí que se aseguran su suministro constante, incluso en los momentos más duros del año, siguiendo este principio.

Los que cultivan en invernadero se ven igualmente afectados por la reducción de las horas de luz durante el invierno, y a diferencia de aquellos que cultivan en el alféizar de su ventana en casa, la iluminación suplementaria pueden atraer una atención que no se desea.

Sin embargo, algunos cultivadores intrépidos de invernadero añaden luces suplementarias, y luego se aseguran de que el invernadero está cubierto para que la luz no se escape cuando oscurezca fuera. Para este fin, lo mejor son unas cortinas opacas fuertes gruesas, o una lona de Mylar. Entonces, todo lo que queda es calentar y proporcionar una ventilación adecuada en el invernadero, y debería ser posible cultivar durante todo el invierno.

Plantéate cultivar variedades adecuadas para el invierno

Los cultivadores pueden sentir la tentación de cultivar sus variedades favoritas durante el invierno, incluso si esas variedades no son realmente apropiadas para el cultivo en invierno. Si puedes dejar de lado esa tentación y elegir variedades adecuadas para el invierno, es posible que puedas evitar algunas de las dificultades de cultivar durante un invierno con nevadas.

Pongamos a las variedades autoflorecientes como ejemplo. En tan solo 8 semanas desde la germinación de la semilla, puedes tener una planta de cannabis lista para la cosecha. Esto significa que un cultivador puede evitar cultivar durante la parte más dura del invierno y maximizar las oportunidades de cultivo.

Cualquier variedad que contenga genes ruderalis también es más propensa a superar el invierno. Ruderalis es más dura y resistente que las variedades más comunes. Tampoco depende del fotoperiodo, lo que significa que va a florecer cuando esté lista y no como respuesta a un cambio en las horas de luz. Puede florecer en 30 días después de plantarla.

Cultivar en invierno puede implicar hacer un poco planificación adicional por adelantado para evitar la muerte de sus plantas. Pero no significa que sea imposible. Después de un par de temporadas cultivando cannabis en un invierno de nieve, debería comenzar a parecer algo innato.

  • Disclaimer:
    Las leyes y regulaciones relativas al cultivo de cannabis difieren de un país a otro. Por lo tanto, Sensi Seeds recomienda encarecidamente que se revisen las leyes y regulaciones locales. No se debe actuar en contra de la ley.

Comments

3 comentarios en “Cómo Cultivar Cannabis en Invierno”

  1. Claudio2912 Velazquez

    Hola, estupenda presentación. de sus productos y hermoso imán de heladera,
    Me gustaría plantar una auto y en uruguay se viene el invierno (70 días) que semilla hay que aguanten 6 horas de luz de sol directa y después la providencia dirá.
    Muchas gracias: Claudio

    1. Diana - Sensi Seeds

      Hola Claudio,
      Si visitas nuestra página web, verás que en la columna de la izquierda hay una serie de filtros.
      Ahí puedes seleccionar las semillas que mejor se adecuen a tu clima, ya que tienes la opción de semillas de marihuana para climas fríos.

      https://sensiseeds.com/es/semillas-de-cannabis

      Si quieres conocer las experiencias de otros cultivadores con alguna semilla en concreto, no dudes en leer los comentarios que hay bajo cada variedad o bien visita nuestro foro:

      http://forum.sensiseeds.com/

      Gracias y suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Autor

  • Profile-image

    Sensi Seeds

    El equipo editorial de Sensi Seeds incluye botánicos, expertos médicos y legales, además de activistas de renombre como el Dr. Lester Grinspoon, Micha Knodt, Robert Connell Clarke, Maurice Veldman, Sebastian Marincolo, James Burton y Seshata.
    Más sobre este autor
Ir arriba