Búsqueda de fenotipos: Cómo encontrar fenotipos con características óptimas

Una habitación llena de plantas de cannabis y un escritorio con varios equipos y algunas articulaciones

La evolución del cannabis es el resultado de la hibridación de muchas variedades autóctonas clásicas, y la búsqueda de fenotipos ha desempeñado un papel destacado en este proceso. Mediante la cría selectiva de plantas que reúnen ciertas cualidades, los cultivadores han creado variedades nuevas con características que no estaban presentes en las originales.

En primer lugar, es importante comprender los términos genotipo y fenotipo. Los genotipos contienen toda la información genética que determina los rasgos de un organismo, mientras que los fenotipos son la expresión física observable de dichos rasgos. Los factores ambientales pueden influir en la expresión de genes específicos, dando lugar a fenotipos diferentes. Dicho esto, a continuación definimos qué son los fenotipos y cómo influyen a la hora de cultivar marihuana.

¿Qué es un fenotipo?

El término fenotipo describe los rasgos o características de las plantas fruto del mismo progenitor, incluyendo la forma, el contenido de cannabinoides y el rendimiento. Es un factor esencial a la hora de seleccionar y cultivar diferentes variedades de cannabis, ya que representa la expresión física de la genética de una planta.

Una vista superior de varias plantas de cannabis apiladas

Por ejemplo, algunas variedades exhiben fenotipos que contienen una alta concentración de antocianinas, las cuales sólo se manifiestan cuando las temperaturas son bajas, provocando que el follaje adquiera un color púrpura, como ocurre con la Purple Cookie Kush Feminizada. Por otro lado, la Jamaican Pearl muestra una estructura de cogollos abierta durante la etapa de floración. Comprender el fenotipo permite a cultivadores y criadores identificar los rasgos deseables y trabajar para desarrollar nuevas variedades con características específicas.

¿Qué es la búsqueda de fenotipos?

La búsqueda de fenotipos es un método que se utiliza para identificar y seleccionar a mano plantas de marihuana específicas en función de las características deseadas, como por ejemplo el sabor, el aroma, el rendimiento y la resistencia a plagas o enfermedades. Los cultivadores normalmente deciden clonar o eliminar un ejemplar del plantel en función de aquellos rasgos que están buscando. Este proceso es esencial para asegurarse de que sólo se cultivan y cosechan las mejores plantas, lo que da lugar a variedades de cannabis de gran calidad para cultivadores y consumidores.

Ben Dronkers inspeccionando una planta de cannabis en un invernadero

La búsqueda de fenotipos es un arte que requiere paciencia, conocimientos y un buen ojo para captar los detalles. Uno de los mejores ejemplos dentro del sector del cannabis es el fundador de Sensi Seeds, Ben Dronkers. Viajó por todo el mundo en busca de las variedades más exóticas, las trajo a los Países Bajos y pasó años refinando las genéticas para mejorar los perfiles de terpenos, el contenido de cannabinoides y la facilidad de cultivo.

En Sensi Seeds estamos muy comprometidos con la búsqueda de fenotipos, tanto que hemos creado unas infraestructuras de investigación y desarrollo donde poner en práctica nuestra experiencia y dedicación. Nuestros programas de crianza están diseñados para identificar los fenotipos más sobresalientes, garantizando su estabilidad y homogeneidad, al tiempo que los ponemos a disposición de los aficionados a la marihuana de todo el mundo. Estamos orgullosos de nuestro planteamiento minucioso y nuestro objetivo es ofrecer la mejor experiencia posible tanto a cultivadores como a consumidores.

Guía paso a paso para la búsqueda de fenotipos

La búsqueda de fenotipos es un proceso que requiere una observación cuidadosa, y puede llevar varias generaciones conseguir los resultados deseados. Los cultivadores experimentados saben que crear una variedad que destaque en el mercado requiere un tiempo y un esfuerzo considerables, pero los resultados merecen la pena. Con mucho esmero y ojo avizor es posible identificar y seleccionar los mejores fenotipos de cada generación para luego criarlos cuidadosamente y desarrollar variedades que se adapten a sus preferencias.

Una persona con guantes blancos que sostiene una planta de cannabis

Antes de embarcarte en tu propia búsqueda de fenotipos resulta esencial organizar adecuadamente el equipo y preparar la zona de cultivo. Es fundamental anotar minuciosamente los complejos pormenores del crecimiento de cada planta a lo largo del ciclo de cultivo para seleccionar el mejor fenotipo. Ten en cuenta que disponer de más espacio significa poder cultivar más ejemplares, por lo que encontrar el mejor fenotipo requerirá una cantidad de espacio considerable. Analicemos los cinco pasos fundamentales para que la búsqueda de fenotipos sea un éxito.

1. Germina las semillas y etiqueta tus plántulas

Dos semillas de cannabis que comenzaron a germinar en una superficie negra

Para comenzar con tu búsqueda de fenotipos, hazte con algunas semillas de alta calidad (como las que puedes encontrar en el catálogo de Sensi Seeds) de la variedad que hayas elegido. Germínalas, siembra cada una de las plántulas en su recipiente y etiquétalas con el nombre de la variedad y la fecha de germinación, así podrás identificar cada fenotipo único. Sepáralas unos centímetros unas de otras en función del tamaño del contenedor y del crecimiento previsto. Es aconsejable dejar espacio suficiente entre las plantas y utilizar etiquetas para controlar la evolución del crecimiento.

2. Clona la original

Tras varias semanas de periodo vegetativo, clona la planta original para mantener sus rasgos genéticos y conservarla en su etapa vegetativa. Esta práctica te permitirá preservar los rasgos genéticos originales y podrás obtener esquejes para futuras cosechas. Esta práctica resulta especialmente útil para aquellos cultivadores experimentados que deseen conservar las características únicas de sus variedades favoritas, manteniendo al mismo tiempo una planta madre sana para futuras cosechas.

Descendientes de cannabis clonados que crecen en interiores

Es aconsejable escoger una rama sana y de aspecto robusto, con al menos dos nudos. El corte debe medir entre 10 y 15 centímetros, y hay que eliminar todas las hojas inferiores. Asimismo, resulta esencial mantener un entorno estéril durante la clonación para evitar una posible contaminación o enfermedad. A continuación, sumerge el corte en hormona de enraizamiento y colócalo en un medio de enraizamiento, como lana de roca o perlita.

Una vez que el esqueje haya arraigado satisfactoriamente, supervisa atentamente su crecimiento. Este proceso puede durar unas semanas, y la paciencia es una virtud. Durante ese periodo de tiempo resulta vital buscar signos de enfermedad o deficiencias. Si el esqueje muestra los rasgos deseados, como una potencia, un rendimiento o un perfil de terpenos excepcionales, puede continuar desarrollándose hasta la madurez.

3. Retira los machos

Un primer plano de una planta de cannabis masculina y un tallo principal

Cuando llegue la tercera o cuarta semana de la fase vegetativa, identifica el sexo de las plantas y elimina los ejemplares macho sobrantes para quedarte únicamente con una selección de hembras puras. Para identificarlas, fíjate en que las plantas de marihuana macho tienen sacos de polen en los nudos, donde las ramas y las hojas se unen al tallo principal. Por el contrario, las flores femeninas desarrollan unas estructuras similares a pelos llamadas pistilos, que emergen de un cáliz bulboso y aparecen en las preflores femeninas.

Los machos pueden polinizar a las hembras y producir semillas en lugar de cogollos. Si retiras los machos a tiempo, podrás centrar tu atención y recursos en las plantas hembra, asegurándote de que reciben los nutrientes y cuidados necesarios para un crecimiento y desarrollo óptimos.

4. Identifica y selecciona tu fenotipo

Ahora ha llegado el momento de que escojas cuidadosamente un ejemplar que presente los rasgos deseados, asegurándote de que mantiene las mismas características que el original. Esto te ayudará a identificar cuáles son los rasgos que prefieres y a decidir a la hora de seleccionar la mejor planta. Veamos algunas de las características a tener en cuenta.

Una mujer con bata blanca, anteojos y guantes azules que inspeccionan una planta de cannabis en interiores

Altura

Seleccionar plantas de cannabis que alcancen la estatura requerida es primordial para optimizar el espacio. Es esencial conseguir un dosel uniforme para lograr una distribución adecuada de la luz en cultivos de interior, y si las plantas tienen un tamaño controlable te será más fácil cuidarlas y cosecharlas. También es vital para garantizar la discreción y la seguridad necesaria en cultivos al aire libre o discretos.

Morfología

El aspecto físico de las plantas de marihuana, incluida su altura, forma de las hojas y ramificación, depende en gran medida de su estructura genética y de la morfología de la planta. En general, las variedades con predominio índica son más bajas y tupidas, mientras que las de predominio sativa tienden a ser más altas, con una distancia internodal considerable y hojas alargadas.

Periodo de floración

Dependiendo de la variedad, la etapa de floración puede oscilar entre 6 y 16 semanas. Algunos cultivadores pueden dar prioridad a variedades con periodos más cortos con el objetivo de conseguir cosechas más rápidas, mientras que otros pueden preferir variedades con etapas de floración más largas por sus rasgos y efectos distintivos. Al final, el proceso de búsqueda de fenotipos depende de los objetivos y preferencias del cultivador.

Apariencia de las flores

El atractivo visual de las flores del cannabis es un factor decisivo para su comercialización, y las flores resinosas de colores vivos son más atractivas para los compradores. El aspecto de las flores de marihuana puede revelar el posible contenido de cannabinoides y terpenos. Aunque la apariencia no determina la potencia, características como la densidad de los tricomas y el color de los pistilos son indicadores de madurez y de posibles perfiles de cannabinoides y terpenos.

Resistencia

Seleccionar fenotipos de marihuana resistentes a plagas, enfermedades y factores de estrés ambiental es beneficioso para conseguir un entorno de cultivo más sostenible y sano. La resistencia a las plagas puede reducir la necesidad de pesticidas, la resistencia a las enfermedades ayuda a prevenir infecciones, y la resistencia al estrés ambiental garantiza unos cultivares más robustos y resilientes.

Producción de tricomas

La producción de tricomas también es algo a tener en cuenta a la hora de seleccionar los fenotipos de marihuana. La abundancia de tricomas produce cannabinoides y terpenos que influyen en la potencia y aroma del producto final. Estos fenotipos suelen asociarse a una mayor potencia y a un atractivo estético. También resultan propicios para la producción de concentrados y extractos de marihuana, ya que producen mayores cantidades de resina.

Perfil de terpenos

Los terpenos desempeñan un papel destacado a la hora de determinar el aroma y el sabor específicos de una variedad de marihuana. También contribuyen al subidón que experimentan los consumidores, influyendo en su experiencia sensorial y en el disfrute general de la planta. Además, juegan un papel vital en el efecto séquito, el cual maximiza la experiencia terapéutica al crear sinergias con los cannabinoides y otros compuestos vegetales. A menudo se busca un perfil de terpenos bien equilibrado para provocar este efecto.

5. Secado y curado  

Flores de cannabis secas que se cayeron del frasco de vidrio

Dado que la mayoría de las plantas de cannabis se cultivan no sólo por su contenido en cannabinoides, sino también por sus sabrosos perfiles de terpenos, cada fenotipo debe cortarse y curarse adecuadamente. Un curado adecuado permite a los cultivadores obtener los aromas propios del producto final, así como su contenido en tricomas y coloración. Los cultivadores experimentados saben que un curado adecuado es tan importante como el propio proceso de cultivo, y se cuidan mucho de que el producto resultante sea de la mayor calidad posible.

6. Selección de la planta madre

Plantas de cannabis masivas que cultivan en el interior bajo luz artificial

Tras identificar el fenotipo que te interesa, puedes seleccionarlo como planta madre. Extrayendo sus esquejes podrás reproducir un híbrido con los rasgos deseados que hayas identificado en tu búsqueda de fenotipos. Una vez obtenidos los clones, el siguiente paso consiste en eliminar y descartar cuidadosamente el resto de plantas que no presenten estos rasgos. Esto garantiza la homogeneidad genética y te permite concentrarte en cultivar marihuana de alta calidad que satisfaga tus necesidades específicas.

El futuro del desarrollo genético

Los cultivadores más entusiastas están siempre buscando formas de superar los límites de lo posible, y en Sensi Seeds comprendemos esa necesidad. Por eso nos esforzamos sin descanso para ir un paso por delante. A través de nuestro programa Breeding Grounds, colaboramos con criadores de todo el mundo para desarrollar las genéticas más avanzadas para nuestros clientes.  

Un primer plano de brote de cannabis verde con pistilas amarillas contra el fondo azul

En lo que respecta a la búsqueda de fenotipos, la clave consiste en dedicar la atención necesaria a la planta de cannabis y ser paciente en la búsqueda del fenotipo perfecto. Al haber miles de cultivares disponibles, es normal que este proceso requiera su tiempo. Recuerda que lo más importante es disfrutar del viaje y aprender todo lo posible. ¡Mucha suerte!

  • Disclaimer:
    Las leyes y regulaciones relativas al cultivo de cannabis difieren de un país a otro. Por lo tanto, Sensi Seeds recomienda encarecidamente que se revisen las leyes y regulaciones locales. No se debe actuar en contra de la ley.

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Autor

  • Author_profile-Sensi-Mark-Smith

    Mark Smith

    Mark Smith, de origen inglés, es un defensor de la marihuana afincado en los Países Bajos. Ha trabajado durante más de diez años en la industria del cannabis a lo largo y ancho del mundo. Su pasión por la marihuana le ha llevado a recorrer casi todos los continentes, y en la actualidad se dedica a difundir el mensaje como Director de Contenidos de Sensi Seeds en Ámsterdam.
    Más sobre este autor
Ir arriba